miércoles, 28 de marzo de 2012

¿Quieres vivir un apocalipsis zombi?

Los zombis están de moda. Sí, chicos, os guste o no The Walking Dead, coincidiréis conmigo en que se han convertido en un filón. Y no lo digo ya porque las series, películas, libros y cómics de esta temática estén vendiéndose como churros un domingo por la mañana, no. Cuando os hablo de que se han convertido en tendencia es porque en los últimos tiempos hemos visto cómo construyen un búnker antizombi, cómo hay tiendas que te venden el material necesario para equiparlo y, ahora, cómo puedes entrenarte para el apocalipsis de los no muertos cuando llegue (sospechamos que está al caer).

Hay un montón de versiones de este fin del mundo, pero lamento comunicaros que ninguna de ellas, por el momento, incluye zombis en biquini. “Entonces... ¿Cuál es la última moda en experiencias zombis?”, Pues bien, lo último de lo último es enfrentarte a un ejército de no muertos dentro de un centro comercial abandonado. Como si fuera un videojuego, pero en la vida real.


La experiencia, a cambio de unos 140 euros de nada, la puedes disfrutar (aunque quizás “disfrutar” no sea el verbo más adecuado) en un centro comercial a punto de ser demolido de Reading, en el Reino Unido. Durante tres horas podrás enfrentarte a una cantidad ingente de muertos vivientes que querrán comerte el cerebro y que caminarán hacia ti despacito, porque son zombis, no infectados.

Según la web que ofrece este particular ¿servicio?, tu día empieza siendo contratado por la unidad policial antizombi, algo así como un miembro de la patrulla UTF de Death Valley. Te informan de la situación y te meten de lleno en esta especie de parque temático del levantamiento de los muertos, para que intentes poner freno al apocalipsis.

No sé vosotros, pero yo solo le veo la parte positiva al asunto: si te gustan los centros comerciales, disfrutarás como un niño con zapatos nuevos y si los aborreces podrás vengarte de todos aquellos que deambulan por sus pasillos. ¿Se te ocurre un plan mejor de fin de semana?

El tamaño máximo de cada grupo es de quince personas, porque en un apocalipsis zombi no os vais a juntar mucho más. Ahora bien, si vuestras esperanzas residían en coger un hacha o un martillo para aseguraros de que los zombis no se levantan… lo siento, solo está permitido el uso de pistolas de aire comprimido. Afortunadamente para vosotros, estos zombis se avalanzan sobre ti, pero ni muerden ni arañan. Ventajas de comprar el apocalipsis.

Si no termináis de verlo, podéis buscar otro tipo de experiencias zombis: hay aventuras similares en Atlanta, en una casa de Texas, otra en Reino Unido e incluso un campamento donde os enseñarán las claves necesarias para sobrevivir a este ataque inesperado.

Fuente: 20 Minutos