domingo, 24 de abril de 2011

Los misterios de Plutón

Las últimas mediciones de la tenue atmósfera de Plutón indican que puede tomar la forma de una cola de cometa. Plutón posee una órbita muy elíptica que lo lleva al interior de la órbita de Neptuno para a continuación adentrarse en las confines zonas heladas del Sistema Solar.

Los astrónomos llevan mucho tiempo creyendo que esto tiene efectos importantes sobre la atmósfera de Plutón. Los modelos indican que la atmósfera del planeta enano puede hincharse cuando se acerca al Sol debido a la sublimación de los polos. Posteriormente, la atmósfera se condensa al enfriarse.

Esto debería hacer que la superficie árida de Plutón sea barrida por un viento cuya intensidad varía constantemente. De hecho, las imágenes del Hubble muestran que la superficie de Plutón tiene una serie de características interesantes que parecen estar cambiando. En los últimos años, ha surgido otra evidencia para respaldar las sospechas de que Plutón es más complejo de lo inicialmente imaginado por los astrónomos.

Hoy en día, Jane Greaves, de la Universidad de St Andrews, en Escocia, y sus colegas han revelado los detalles de un estudio llevado a cabo con el Telescopio de 15 metros James Clerk Maxwell en Hawai. Esta investigación ha encontrado pruebas claras de la presencia de dióxido de carbono gaseoso a una altura de hasta cuatro veces el radio de Plutón,en una cantidad muy superior a la detectada en el año 2000.

Esta conclusión es extraña. Plutón se está alejando del Sol después de su aproximación más cercana en 1989 y debería estar enfriándose. Una posible explicación sería la de que el polo sur acaba de salir de la sombra por primera vez en 120 años y por un corto periodo de tiempo puede evaporar más rápido de lo que se condensa en el polo norte.

Greaves también ha descubierto un pequeño cambio en el color del espectro de CO que indica que la atmósfera de Plutón se aleja de la Tierra de una manera inesperada. Su explicación es emocionante: "El desplazamiento al rojo, si es real, podría indicar la formación de un flujo a modo de cola de cometa dirigida lejos del Sol, fruto de la interacción entre la atmósfera hinchada de Plutón y el viento solar".

Habrá que esperar a la llegada de nuevas tecnologías o al sobrevuelo de la New Horizons para comprobar los resultados de esta investigación.

Más información en el enlace.