viernes, 27 de junio de 2008

El gran impacto que reventó Marte

Un cráter gigante hecho por un asteroide o cometa explica por qué Marte es tan asimétrico, con una cuenca en un hemisferio y terrenos elevados en el otro, dijeron el miércoles tres equipos separados de científicos.

El violento impacto hizo un agujero de 8.500 kilómetros de ancho y 10.600 kilómetros de largo, el tamaño combinado de las áreas de Asia, Europa y Australia, informaron los investigadores en la revista Nature. Sería el impacto más grande que se ha encontrado hasta ahora en el Sistema Solar.

Los tres estudios describieron el tamaño real de la depresión, que en algunas oportunidades es llamada la Cuenca Borealis. Algunos de los bordes han sido borrados por la actividad volcánica. Parece haber contenido un océano en la época inicial del planeta, antes de que perdiera gran parte de su atmósfera y el agua se gasificara o se congelara bajo la superficie. La nave Phoenix Mars Lander de la NASA raspó la superficie de polvo rojo que cubre Marte para revelar lo que parece ser hielo blanco.

Jeffrey Andrews-Hanna y colegas del Instituto Tecnológico de Massachusetts y Bruce Banerdt del Laboratorio de Propulsión Jet de la NASA en California dijeron que la teoría del impacto, propuesta originalmente en 1984 por el experto Steven Squyres de la Cornell University, es la que mejor explica el cráter.

Cuando el Sistema Solar estaba apenas madurando hace 4.000 millones de año había grandes objetos que chocaban frecuentemente entre sí. Sea lo que sea lo que hizo la cuenca marciana, fue enorme, agregaron - entre 1.600 kilómetros y 2.700 kilómetros de diámetro. Marte tiene sólo 6.780 kilómetros de diámetro.

En un segundo informe, Margarita Marinova y colegas del Instituto de Tecnología de California dijeron que hicieron simulaciones en tres dimensiones del impacto. "El impacto debió ser lo suficientemente grande para reventar la corteza de medio planeta, pero no tan grande como para fundirlo todo. Nosotros mostramos que se puede formar la dicotomía de esa manera", dijo Francis Nimmo de la Universidad de California Santa Cruz.

Fuente: 20minutos.es